jueves, 1 de noviembre de 2018

Bolsonaro - Israel: el flechazo es mutuo

Durante la campaña electoral el diario israelí Haaretz calificó a Bolsonaro como el “Hilter de Brasil”, por lo que deberíamos suponer que en Tel Aviv están contrariados por este “auge de la ultraderecha”.

También deberíamos suponer que durante su etapa de diputado, Bolsonaro se hubiera comportado como se espera de un antisemita: llamando a encerrar a los judíos en cámaras de gas.

Pero la historia no tiene lógica, o sea, no tiene la lógica que algunos esperan extraer de ella. Por lo menos, los discursos del “Hilter de Brasil” en el Parlamento brasileño más bien muestran una lógica inversa.

Por ejemplo, durante los sangrientos bombardeos de Gaza de 2014, el diputado Bolsonaro celebró la masacre de los palestinos como cualquier otro sionista.

Entre sus promesas electorales, se comprometió a transferir la embajada brasileña a Jerusalén y a cerrar la sede diplomática de la Autoridad Palestina en Brasilia.

En unas declaraciones a i24news, Bolsonaro informó de que Israel sería el primer país al que realizaría una visita oficial si llegaba a ser presidente.

Su hijo Eduardo, también diputado, comparte la misma pasión por Israel que su padre, hasta el punto de exhibirse en público con una camiseta con las siglas del Mosad.

En 2016 Bolsonaro viajó a Israel para ser bautizado en el río Jordán, según el ritual de las sectas evangélicas.

En los dos años siguientes volvió a visitar Israel para participó en las celebraciones de la creación del nuevo Estado.

Los “ultraderechistas” del siglo XXI, como Bolsonaro, no dan ninguna muestra de antisemitismo, sino todo lo contrario. Son pro-israelíes, dice alborozada la prensa sionista de Tel Aviv. Cuando en setiembre le apuñalaron en el estómago, quiso que le atendieron en un hospital judío: el Albert Einstein de Sao Paulo.

Mientras, la prensa brasileña informa de que Netanyahu ha sido invitado a la toma de posesión de Bolsonaro, para lo que se desplazará a Brasil el 1 de enero del año que viene. Será el primer Primer Ministro en viajar a Brasil desde la creación del Estrado de Israel en 1948.

No hay comentarios:

Publicar un comentario