lunes, 4 de junio de 2018

El yuan arrebata al dólar una parte del bocado de los contratos internacionales del petróleo

No hace mucho que, desde el punto de vista cuantitativo, China es la primera económica del mundo, pero lo realmente sorprendente es que esté logrando imponer el yuan en los mercados internacionales de una forma tan acelerada. Para ello no ha necesitado, como Estados Unidos, una guerra mundial.

Los nuevos contratos petroleros de futuro denominados en yuanes, el famoso petroyuan, ya suponen el 12 por ciento del mercado mundial de futuros petroleros. Los petroyuanes aparecieron el pasado mes de marzo, así que en menos de dos meses China ha restado al dólar más de la décima parte de su presencia internacional.

Es una muestra de la profundidad de la crisis económica de Estados Unidos, que ha conducido a la aparición de una demanda significativa de petroyuanes para escapar de los riesgos asociados al dólar.

También es muestra de los motivos de la nueva política económica inicada por Trump, que rompe con lo que ha sido tradicional desde 1945, además de un signo evidente de debilidad.

Pero la crisis no concierne sólo a Estados Unidos, sino a la propia Unión Europea, expuesta en el Brexit, en la nueva política económica que quiere implementar el gobierno italiano y en la propuesta de 154 economistas alemanes que abogan por un desmantelamiento de la zona euro, el aumento del comercio internacional de divisas no sometidas a sanciones norteamericanas con, por ejemplo, nuevos acuerdos como la zona de libre comercio firmada el 17 de mayo entre China y los países de la Unión Económica Euroasiática o las inversiones vinculadas a las nuevas Rutas de la Seda, el retorno del patrón oro y la subsiguiente repatriación de sus reservas de oro por parte de varios países y bancos, incluido el Banco Internacional de Pagos.

Para amortiguar de la crisis, el imperialismo necesita salir del dólar. El fin del dólar como moneda de reserva mundial está asegurado y es cuestión saber cuándo se completará.

El éxito del petroyuan ha estimulado las propuestas para extenderlo también a otras materias primas y metales que se negocian en la Bolsa de Metales de Londres (LME). “En este momento, los inversores están negociando nuestros productos en dólares estadounidenses. Nos gustaría explorar la posibilidad de lanzar productos renminbi”, ha explicado el director de la LME, Matthew Chamberlain, en una entrevista con el South China Morning Post (*).

La LME, que es propiedad de Hong Kong Exchanges and Clearing, ya permite a los operadores utilizar la moneda china como garantía. El pasado mes de julio, las Bolsas de Hong Kong y Clearing también lanzaron contratos de futuros de oro denominados en yuanes.

El director de la LME no especificó una fecha de lanzamiento para los nuevos contratos de metales en Londres, pero anunció que confía en el éxito futuro de los contratos de futuros sobre metales denominados en yuanes, en un contexto en el que la moneda china se utiliza cada vez más en las finanzas mundiales.

“Los inversores chinos son clientes muy activos de LME. Negocian a través de corredores que son miembros de la LME o de empresas occidentales”, dijo. “Creemos que con el creciente volumen de negocios chinos en nuestro mercado, más empresas chinas querrán unirse a la LME”.

Los primeros pasos para internacionalizar el yuan chino se dieron hace casi una década, cuando Pekín autorizó el comercio y la inversión en la moneda. En 2016 el yuan se incluyó en la cesta de monedas de los derechos especiales de giro, junto con el dólar estadounidense, el yen japonés, el euro y la libra esterlina. La acción otorgó la condición de divisa de reserva preferida al yuan.

A principios de este año, China, el mayor importador mundial de petróleo crudo, lanzó contratos de futuros sobre petróleo denominados en yuanes que atrajeron 27.000 millones de yuanes en su primer día de negociación. Los contratos atrajeron tanto a inversores locales como extranjeros.

(*) http://www.scmp.com/business/banking-finance/article/2146956/london-metal-exchange-launch-yuan-denominated-futures-sign

No hay comentarios:

Publicar un comentario