martes, 25 de julio de 2017

Guerra + desinformación = intoxicación ideológica

En un documento, el Instituto de Guerra del Pentágono ha anunciado la llegada de la era post-hegemónica de Estados Unidos (Post-Primacy World) en la que recomiendan no resignarse a su suerte porque las batallas serán de tipo informativo, es decir, guerras sicológicas e intoxicación a raudales (*).

Si no hemos entendido mal, en su estúpida jerga militarista lo que el Pentágono quiere decir es que Estados Unidos empieza a recular también en los campos de batalla y que para conservar lo que le queda debe atrincherarse en un punto en el que aún es fuerte, la dominación ideológica, las grandes cadenas, la industria del entretenimiento, la telebasura, el cine y los videojuegos.

“El 90 por ciento de las batallas del futuro serán informativas”, dice el documento y Estados Unidos no debe esperar para defenderse de ellas sino que debe ser quien las desencadene. Una parte de esa guerra es la batalla emprendida en internet contra las llamadas “noticias falsas” en las que se han embarcado los grandes monopolios internacionales, tanto informáticos como informativos.

La prensa independiente deberá ponerse a la defensiva en una situación completamente desigual, por lo que fácilmente podrán ser arrinconados con la batería argumental que la ideología dominante de origen gringo ya ha puesto en circulación desde hace tiempo: conspiranoicos, polémicos, magufos...

La otra vertiente del mismo asunto es una inundación informativa contra la que no hay ninguna posibilidad de competir: el proyecto Radar (Reporters And Data And Robots) de “inteligencia artificial” en el que Google ha invertido más de 800.000 dólares, capaz de generar de manera automática 30.000 artículos de prensa mensuales.

Google lleva a cabo el proyecto en colaboración con la Asociación de la Prensa británica, una agrupación de medios informativos locales.

(*) https://ssi.armywarcollege.edu/pubs/display.cfm?pubID=1358

2 comentarios:

  1. Con fecha 25 de agosto de 2011 ya trataba yo sobre la conveniencia de no mantenernos al margen del debate político: http://tinyurl.com/yb399nrd

    Con fecha 4 de septiembre de 2011 me refería a lo mismo preconizando que "deberíamos abrir el debate mediático por Internet que nos facilitase al pueblo, una vez que consideremos objetivada la diversa problemática política y preconizada la cura más procedente, poder aplicar remedios a nuestros males históricos": http://tinyurl.com/yaa3elbq

    Y con fecha 1 de enero de 2015 decía: "Todo cuanto provenga de sus diarios y demás fuentes de desinformación debería generarnos profundas reservas y, para no convertirnos en erizos, repito que lo mejor sería cerrar nuestras parabólicas a todos ellos y abrir el debate político por todas las plazas públicas y el Internet. Se debería hacer un llamado a dar totalmente de lado a sus medios de desinformación y pasar a informaros de mejores fuentes mientras que al periodismo en pleno no se le someta a informar verazmente, por un potente Código de Ética y Deontología Profesional, y mediante una judicatura a nuestro servicio en vez de la que tenemos en buena parte como represores al servicio de la plutocracia fascista": http://tinyurl.com/y9j4wbtn

    También reiteré (mas creo que sólo verbalmente), que se debería tratar de conseguir que no entrásemos en ningún lugar público en el que no estuviese abierto el debate político por nosotros, mediante la Internet. (Boicotearles, hacerles el vacío y cerrar nuestras parabólicas, envidia de los asnos, a todos sus "vertidos".)

    ResponderEliminar
  2. Para colmo de la intoxicación ideológica está Santiago Armesilla como punta de lanza del MSR en el PCE. A punto de sacar su panfleto en contra del derecho de autodeterminación tergiversando la teoría de Stalin y otros clásicos. El PCE pasará de revisionista a nazbol sin que nadie se entere. Si antes el PCE estaba perdido aohara está podrido cual cadáver al sol. Saludos.

    ResponderEliminar