sábado, 27 de mayo de 2017

La Primera Ministra conocía muy de cerca a la familia del autor de la matanza de Manchester

La Primera Ministro británica Theresa May
Le ha salido mal el juego a la Primera Ministra británica o, mejor dicho, su juego ha salido la luz: la relación de la familia Abedi no era sólo con el MI6 sino que ella personalmente, conocía de manera muy cercana a la familia desde que empezó a ocupar cargos de reponsabilidad en el Ministerio del Interior (1).

La revelación ha complicado las próximas elecciones, cuyo foco de interés se había traladado a los infames territorios del miedo y la seguridad, sacándolos del brexit y la bancarrota capitalista.

Desde hace cinco años May sabía que el padre del suicida, Ramadán Abedi, era un miembro de Al-Qaeda que vivía con un sueldo pagado de los presupuestos públicos y que estaba tutelado por el MI6.

En el gobierno de Cameron, entre 2010 y 2016, la actual Primera Ministra era secretaria de Estado de Interior y, a pesar de ello, entregó pasaportes y una tarjeta Visa, tanto al padre como al hijo, para que viajaran a Libia y a Siria.

Antes y ahora May formaba parte del Comité Cobra (Cabinet Office Briefing Room), un reducido círculo de gobernantes y altos funcionarios que deciden en situaciones de crisis o emergencia de la seguridad y el espionaje en el Reino Unido (2).

Dicho Comité fue informado por musulmanes de Manchester de las relaciones y el papel que desempañaban el padre y el hijo en los ambientes yihadistas de Manchester, una información que se suma a otras procedentes de amigos y compañeros de la universidad de Salman Abedi, e incluso de su propia familia, que puso en conocimiento de la policía los contactos de ambos.

Las actividades de ambos no eran un secreto para nadie. A las informaciones exahustivas que tenía la policía británica se añaden los informes de centros de inteligencia procedentes de terceros países.

El Comité Cobra lo convoca el Primer Ministro, quien suele presidirlo, aunque puede delegar en un ministro relevante o en otro alto cargo del gobierno. También suelen ser convocadas organizaciones como la Asociación de Jefes de Policía.

La primera reunión del Comité Cobra tuvo lugar en la década de los setenta para combatir a los mineros en huelga. La última se celebró el martes de esta semana, convocada expresamente por May para analizar el atentado de Manchester y, según Expansión, “participaron los principales ministros, representantes de la Policía y de los servicios secretos” (3).

(1) http://www.digitalnewsnetwork.net/2017/05/25/theresa-may-knew-of-manchester-bombers-terrorist-family/
(2) http://www.theguardian.com/politics/2002/oct/21/Whitehall.uk
(3) http://www.expansion.com/economia/politica/2017/05/23/5923d13fe5fdea3f7c8b4634.html

1 comentario: