miércoles, 12 de abril de 2017

Nos tratan como al perro de Pavlov

Bianchi

Que como se sabe al oír el tañido de una campanilla -el perro- activaba sus jugos gástricos y sus ansias de comer. Era lo que el gran fisiólogo ruso Ivan Pavlov llamó "reflejos condicionados" basados en el mecanismo "estímulo-respuesta" que jamás aplicó o extrapoló al género humano como Darwin no tuvo nada que ver con el "darwinismo social". Fueron otros los que dieron ese paso para "animalizar" al género humano.

Ahora hace un minuto nos pasan por los morros las imágenes de una multitud corriendo despavorida en un "paso" de Semana Santa en Málaga (aquí le llaman "trono" al "paso" sevillano) como quien da una patada a un hormiguero para ver cómo corren sin ton ni son ni orden ni concierto en lo que fue originado -luego se supo no en el momento-  por una reyerta callejera (fingida por desaprensivos) que ocasionó lo que los medios de desinformación o de propaganda han llamado manda güevos "estampida" término que es propio de ganado en manada (véanse los westerns de Jolivú) asustado por un relámpago por ejemplo y se desmanda corriendo como bestias lo que son en... "estampida".

Igual va a ser que el subconsciente les traiciona y aplican ese término al pavor humano que corre que se las pela ante la sospecha o intuición de un peligro cercano o que se cierne y por supuesto lo hace "irracionalmente" como... los animales cuando huelen el peligro o el fuego. No me extrañaría que algún "documentado" saque a relucir a Gustave Le Bon o a Scipio Sighele pero mejor no doy ideas.

Y es que con tanto "terrorismo" yijadista por supuesto uno no gana para sustos y da por saco salir a la calle a tomar unas birras con la peña y la parienta.Vas a ver a tu equipo al Manzanares y todo lleno de maderos da pol culo tío.Y ello por nuestra "seguridad" a costa de nuestra libertad poniendo como falso dilema el binomio seguridad-libertad que ya sabemos por cuál se inclinan los fachas.

Acojonaos nos quieren acojonaos. Es el viejo "conductismo" (behaviorismo en inglés) esto es provocar reacciones en las masas (no en un individuo aislado) a las que previamente se les ha inyectado "mieditis" con una aguja hipodérmica desde el poder y los que manejan los hilos del poder. Si menciono el Proyecto MK-Ultra de los años sesenta del siglo pasado me arriesgo a que me llamen "conspiranoico" o zumbado. Tener a tu propio pueblo acojonado permite dos cosas: primero tenerle paralizado maniatado maleable manipulable y segundo controlado el enemigo interior (las oligarquías no tienen "pueblo" tienen un "enemigo interior") pensar en aventuras imperialistas. Y por supuesto "educar" a las masas en racismo y xenofobia ante la emigración: America first.

Así pues si el ser humano es un "animal racional" (desde Aristóteles y luego el tomismo) se trata de potenciar el lado "animal" (los reflejos condicionadoa pavlovianos o primer sistema de señales nervioso o sea comer y vestirse esto es vivir) en detrimento del "racional" (o segundo sistema de señales lingüístico pavloviano o sea el lenguaje y el pensamiento). Así nos quieren: animalizados bestializados como el Dr. Moreau de Wells en su isla sólo que aquel el personaje era un filántropo vocacional.

Encima nos aconsejan y dicen lo que en situaciones de terror irracional tenemos que hacer mirar las salidas correr o no correr como en mis tiempos cuando corríamos delante de los "grises" (hoy Policía Nacional) o los pikolos auténtico terror hasta que hubo quien dijo que ya vale de correr delante ahora que corran ellos. Ese día se fue al carajo el "conductismo" y los programas de autoayuda.

Bona nit.

No hay comentarios:

Publicar un comentario