miércoles, 15 de marzo de 2017

El gobierno de Colombia iniciará una ofensiva contra los disidentes de las FARC

El sábado el vicepresidente de Colombia, Germán Vargas Lleras, ordenó al ejército de Colombia iniciar operaciones contra los disidentes de las FARC.

Desde Cartagena del Chairá, el segundo del gobierno de Juan Manuel Santos, pidió especialmente atacar al Frente 14 en esa localidad.

En diciembre el ministro de Defensa, Luis Carlos Villegas, ya declaró como objetivo de alto valor estratégico para el ejército colombiano a cinco jefes de frente de las FARC que manifestaron su oposición al proceso de paz.

Entre ellos está Miguel Botache Santillán, (“Gentil Duarte”), integrante del Estado Mayor, que estuvo en las negociaciones de La Habana y regresó al país para dirigir la disidencia del Frente Primero que opera en el Guaviare.

En julio del año pasado las FARC ya expulsaron a “Iván Mordisco” y los demás guerrilleros del Frente Primero que también se habían apartado del proceso de paz.

Otro de los disidentes es Géner García Molina (“John 40”), que ingresó a las filas de las FARC desde muy joven, después de haber pasado por las filas de las Juventudes Comunistas. Inicialmente inició en el Frente 31 de la guerrilla, hasta convertirse en uno de los mayores dirigentes de las operaciones guerrilleras en la zona fronteriza con Venezuela y Brasil.

También han roto con la dirección “Euclides Mora”, “Julián Chollo” y “Giovanny Chuspas”. Este último fue uno de los jefes del frente 16 de las Farc que asumió el mando tras la muerte de Tomás Medina Caracas, alias “Negro Acacio”.

A los ataques del vicepresidente del gobierno se ha sumado la CNN, que acusa a los disidentes de haberse pasado a la delincuencia común (*), en la típica ofensiva de guerra sicológica que subirá de tono en adelante.

A la campaña se sumarán los propios dirigentes de las FARC, que ya hablan de que los disidentes han sido expulsados y que se dedican al narcotráfico, ya que en los acuerdos de paz, las FARC han admitido formar parte de las redes de narcotraficantes, con las que están obligados a romper.

“Quienes se declaren en disidencia de las FARC no podrán seguir utilizando su nombre, insignias y armas”, dijeron en un comunicado.

(*) http://cnnespanol.cnn.com/2017/02/01/disidentes-de-las-farc-estarian-delinquiendo-en-la-frontera-entre-colombia-y-brasil/

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada