domingo, 1 de enero de 2017

Vuelve el yihadista kosovar que trabajó para la OTAN en la Guerra de los Balcanes

El Carnicero de la OTAN
El mes pasado la policía kosovar anunció la detención de 19 individuos acusados de pertenecer al Califato Islámico y de preparar varios atentados, de los que uno tenía por objetivo al equipo de fútbol israelí y sus seguidores con motivo de un encuentro clasificatorio de la Copa del Mundo contra Albania.

Los detenidos estaban en contacto con Lavdrim Muhaxheri, un kosovar de 27 años que es el comandante que ha dirigido a las milicias albanesas en las guerras de Siria e Irak.

Muhaxheri salió de Kosovo en 2012 para incorporarse en Siria al Frente Al-Nosra, pasando al año siguiente a las filas del Califato Islámico después de un breve retorno a Kosovo.

En Kosovo el dirigente yihadista trabajó para la KFOR, las fuerzas de la OTAN que en 1999 impusieron la independencia del enclave balcánico, y ahora está buscado por la Interpol (1). Su apodo es “El Carnicero de los Balcanes” y aunque le han dado por muerto varias veces, ha sido para darle más libertad de movimientos entre Raqqa y Pristina.

En las redes sociales yihadistas aparce en numerosos vídeos rebañando la cabeza de algún prisionero y llamando a los kosovares a incorporarse al Califato Islámico.

Muhaxheri también suele utilizar el nombre de Abu Abdullah Al-Kosova y ocupa un alto cargo en el organigrama del Califato Islámico como jefe no sólo de la brigada de los Balcanes sino posiblemente para toda Europa.

Según el semanario L’Espresso, que cita fuentes de la inteligencia italiana, Muhaxheri ha salido de Siria y su última pista se pierde en Macedonia, algo que resulta preocupante (y no sólo para los italianos, donde reside una importante colonia de refugiados) porque “El Carnicero” de la OTAN tiene muchos contactos en las capitales europeas y capacidad para cometer grandes atentados.

Kosovo es una región de Serbia destruida por la OTAN para imponer en los Balcanes la misma fragmentación política que en 2011 trataron de trasladar a los países árabes. Bajo la dirección de la alianza militar, los yihadistas reclutaron a 300 kosovares para utilizarlos de carne de cañón en Irak y Siria, donde 57 fallecieron y otros 200 han sido detenidos.

Además de Kosovo, la OTAN ha promovido la captación de yihadistas en otros países de los Balcanes, sobre todo en Bosnia Herzegovina, que es donde los salafistas europeos tienen sus bases de operaciones más importantes, siempre bajo la protección y el cuidado de la OTAN.

(1) https://www.interpol.int/notice/search/wanted/2014-43350
(2) http://espresso.repubblica.it/attualita/2016/12/22/news/il-ritorno-del-boia-dei-balcani-1.291989?refresh_ce


El Carnicero de la OTAN cortando cabezas en Siria


El Carnicero de la OTAN lanza una soflama para las redes sociales

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada