miércoles, 14 de septiembre de 2016

Rojava: un mito para encubrir cinco años de agresión imperialista

Recientemente Kaos en la Red ha traducido y difundido un “Llamamiento a la solidaridad internacional” contra la intervención del ejército turco en el norte de Siria, que califica de “extranjera” (1) con absoluta corrección gramatical.

No obstante, el “Llamamiento” es el típico fraude político que pone de relieve el papanatismo de buena parte de la intelectualidad europea.

Quiere dar la impresión de que en Siria es ahora, después de cinco años de guerra, cuando los “extranjeros” empiezan a hacer su aparición en lo que hasta ahora a algunos les parecía una guerra “civil”, o quizá aún menos: un levantamiento de la población contra el gobierno opresor de Bashar Al-Assad.

También quiere aparentar que los turcos son los únicos invasores de Siria, ya que no se pide la salida de los demás ocupantes “extranjeros”. Por ejemplo, podían haber exigido la salida de las tropas británicas estacionadas en el noroeste, pero el “Llamamiento” no habla de ello. ¿Significa eso que los soldados británicos molestan menos que los turcos?, ¿a quién molestan menos?

Hay muchos “extranjeros” en Siria. Por ejemplo, hay muchos mercenarios procedentes de todas las partes del mundo que luchan en las filas de los yihadistas. El servicio secreto alemán afirma que el 95 por ciento de los yihadistas que combaten en Siria no son sirios; ni siquiera son árabes. Pero el “Llamamiento” tampoco se refiere a ellos para nada. ¿Por qué?, ¿no les molestan a los firmantes?, ¿deben permanecer en Siria?

Hay muchos más “extranjeros” de los que el lector es capaz de imaginar siquiera. Por ejemplo, hay millones de palestinos que han huido de las masacres organizadas por el Estado de Israel y han sido acogidos por el gobierno de Siria desde hace más de medio siglo.

Hay unos dos millones de irakíes que se refugiaron en Siria tras la invasión de Estados Unidos a su país en 2003.

Hay más de un millón de kurdos originarios de Turquía acogidos por el gobierno de Siria cuando huían de la represión al otro lado de la frontera. Algunos de ellos se quejan ahora de quien les ha ofrecido su hospitalidad más desinteresada... De bien nacidos es ser agradecidos.

En fin, como ven, hay muchos “extranjeros” que no sólo no molestan a los firmantes sino que su intervención en Siria la deben considerar como saludable, aunque seguimos sin saber para quién. Es el caso de las tropas de Estados Unidos que, junto a las fuerzas kurdas, “han estado despejando el norte de Siria de los soldados de Daesh”.

Seamos claros: los autores del “Llamamiento” que publica Kaos en la Red le quieren lavar la cara al imperialismo. Lo que dicen es: mientras Estados Unidos combate al yihadismo, Turquía ha llegado a un acuerdo con ellos para que la ciudad que ocupan, Jarablus, se convierta en su base de operaciones. Turquía es un enemigo; Estados Unidos no es un enemigo sino todo lo contrario: un aliado.

Nos toman por idiotas. Si no entendemos mal, lo que aseguran es que Jarablus era una base de operaciones del Califato Islámico y el ejército turco los ha expulsado de ella para que siga siendo una base de los mismos yihadistas... Absurdo.

Luego viene toda esa demagogia, también muy de moda, sobre la creación en Rojava del “primer ejemplo del corazón democrático en Siria”. Lo que está ocurriendo en Rojava se contrapone frontalmente no sólo con lo que hace el gobierno turco en su país sino también con lo que hace el gobierno sirio.

Lo de Rojava es, pues, un oasis, algo excepcional y modélico en un entorno de extremismo, crímenes y guerra sin cuartel. Algunos libertarios de pacotilla tienen incluso la desfachatez de hablar de “revolución” (2) y, por supuesto, de democracia, autogestión, feminismo, ecologismo... El no va más, una cortina de humo perfecta para ocultar la esencia de una brutal guerra desatada por el imperialismo.

A nosotros nos llegan informaciones un poco más preocupantes. Por ejemplo, el periódico armenio Agos insertó una declaración firmada por 16 organizaciones asirias y armenias (3) en la que afirman que en los territorios bajo su control, el PYG recluta tropas a la fuerza en Siria, extorsiona a las personas, interviene en los programas de las escuelas religiosas y, en fin, que viola los derechos humanos.

Más recientemente Amnistía Internacional ha calificado la destrucción de poblaciones en Rojava y el norte de Siria por parte de PYG como “crímenes de guerra”(4).

Reporteros sin Fronteras también ha criticado la censura impuesta a la prensa por el PYD en las zonas de Siria bajo su control militar a través de una especie de Ministerio de la Información, así como las detenciones de periodistas críticos (5).

Esa es la otra cara de la “revolución” en Rojava que, por cierto, tiene una relación directa con el aspecto que hemos comentado antes: la presencia de tropas “extranjeras”, como las de Estados Unidos, se explica precisamente para defender que dicha “revolución” alcance todos sus objetivos.

Los imperialistas siempre se han caracterizado por su apoyo a las revoluciones, a la democracia, a la libertad, a los derechos humanos...

(1) http://kaosenlared.net/llamamiento-a-la-solidaridad-internacional-ante-la-invasion-del-estado-de-turquia-al-norte-de-siria-y-rojava-kurdistan-sirio/
(2) La rebelión de los oprimidos del Kurdistán, http://subversiones.org/archivos/117939
(3) http://www.agos.com.tr/tr/yazi/13260/rojavada-hiristiyanlar-pydye-tepkili, más información: http://www.liberation.fr/planete/2014/10/19/kobane-le-pyd-un-parti-kurde-autoritaire_1125270

(4) http://www.amnesty.org/fr/documents/document/?indexNumber=mde24%2f2503%2f2015&language=en 
(5) http://rsf.org/fr/actualites/le-rojava-ou-comment-le-pyd-entend-controler-les-medias-et-mettre-au-pas-les-acteurs-de-linformation

6 comentarios:

  1. Kaos es principalmente anarquista y también trotkista, así que artículos como este es pan de todos los días.
    Pero en Kaos un Stalinista como yo puede insertar comentarios sin problemas, jamás la defensa de Stalin ha sido motivo de baneo.

    Produce una frustración inmensa ver que esta Web, Movimiento político de resistencia, maltrata de manera increíble a los comentaristas, llegando a acusarlos a todos de ser maléficos hombrecillos verdes, luego de borrar comentarios por la sola causal de no coincidir con el moderador. Digo no coincidir con el moderador porque, en mi caso, si coincidía completamente con Olarieta en los varios comentarios que me borraron.

    Si, los Kaos son troskos y anarcos, pero absolutamente respetuosos con los comentaristas. Es dificil imaginar la inmensa frustración que siente este Stalinista ver que troskos y anarcos lo tratan con todo respeto como comentarista, mientras que una Web que defiende la obra de Stalin, lo maltratan de la manera más infame.

    Defender la obra de Stalin pasa primero por comprender sus puntos fundamentales. Si nos atenemos a lo que hizo el Kruschevismo, lo esencial para destruir a Stalin fue que este defendía la disolución del Partido en el comunismo; para lo cual había que educar y forjar a los trabajadores, constituyendo una fuerza capaz de dirigir el país.

    Es triste ver que troskos y anarcos de Kaos han logrado llevar los comentarios bastante en línea con el educado y forjado de Stalin.
    Educado y forjado si. Maltrato, baneo discresional y calificar de maléfico hombrecillo verde, no.

    El trotkismo del siglo 21 es la peor peste y los anarquistas los están igualando, pero con dolor debo reconocer que se comportan mucho mejor que los Stalinistas en el trato a los comentaristas.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. "En Kaos un Stalinista como yo puede insertar comentarios sin problemas, jamás la defensa de Stalin ha sido motivo de baneo"

      Esto es sencillamente incierto. Kaos era -no sé ahora, pues ya no les sigo- una máquina de banear y perseguir a los comunistas. Dos ejemplos concretos: a Gramsciez le publicaron su dirección y teléfono los matones trosquistas y, según me dijo, fueron a por él. A mí mismo, me suplantaron el alias para no poderlo emplear.

      Kaos=Kapitalismo

      Salud,

      Sade

      Eliminar
  2. Pero sobre el fondo del artículo, ¿qué tiene usted que decir? Me siento profundamente apenado por el maltrato que ha sufrido. Mas, ya que se anima a colgar un comentario, podría haber aportado algo respecto a la legión de papanatas que en este país que rinden culto a Rojava, cuando, a todas luces, los kurdos de Siria están ejerciendo de cipayos de los yanquis, entre otros, esos que le tratan tan bien, publicando sus sesudos conentarios. Esto es de lo que hay que hablar. Y no sólo son troskos y anarcos los que se han subido a este carro. Hay por ahí unos "estalinistas" que hasta se han ido a Siria a combatir con estos cipayos. Y son tan profundamente estúpidos que creen haber ido a combatir contra el imperialismo. Y de esto también hay que hablar: de la insustancialidad política e ideológica de algunos pretendidos "estalinistas"... Tan insustanciales como tu propio comentario.

    ResponderEliminar
  3. Al "maltratado": deja un ratito el ordenador y haz algo productivo por las ideas que dices defender. Si le das tanta importancia a lo de que no te publiquen es porque quizá perteneces a esa nueva especie de "comunistas" que parece que los han pegado con belcro a la silla del ordenador. Haz tu mundo un poquito más grande, supera el trastorno narcisista y a lo mejor no le das tanta importancia a ciertas cosas. O también puedes quedarte con tus troskos, que te van a tratar muy bien y, de paso, te van a llenar la cabeza de mierda.

    ResponderEliminar
  4. Un artículo que cita como fuentes a RSF y a un reportaje de Libération que acusa al PYD de "dictatorial" por ser "marxista-leninista". Ah, y también criticais que se "influya en las escuelas religiosas".

    Pues nada, oye, muy fiable todo.

    ResponderEliminar