lunes, 14 de marzo de 2016

La construcción ha perdido un millón de trabajadores

La crisis económica ha reducido a la mitad el peso de la construcción en la economía español. A principios de 2008 había más de dos millones y medio de obreros trabajando en construcción y a finales del año pasado, la cifra ha caído hasta algo más de un millón.

Los datos proceden de Habits Big Data de AIS Group, que toman como referencia datos de la EPA y el SEPE. Si en 2007 la actividad constructora suponía casi un 10 por ciento del Valor Agregado Bruto (VAB) de la economía española, el año pasado su peso fue apenas la mitad, el 5 por ciento.

Lo mismo ocurre con el empleo. En 2008 el volumen de población que trabajaba en construcción era casi el 11 por ciento. A final de 2015, este porcentaje se ha reducido hasta situarse en el 5,8 por ciento. En términos absolutos, a principios de 2008 había más de 2,6 millones de personas trabajando en construcción y a finales de 2015, la cifra ha caído hasta algo más de un millón de personas.

Algunos obreros que hasta hace unos meses trabajaban en la construcción están ahora explotados en otras actividades, la mayoría en el llamado “sector servicios”, que en el mismo periodo ha pasado de ocupar al 70 por ciento de la población a emplear a algo más del 76 por ciento.

Madrid, Barcelona y Málaga son las provincias donde se concentran mayor número de parados en la construcción. Entre las tres provincias superan los 60.000 parados.

Las tasas de desempleo más altas en este sector de actividad se dan en provincias de la mitad sur de la península como Almería, Huelva, Málaga o Cádiz, todas ellas por encima del 30 por ciento. Mientras que las menores tasas se encuentran en Gipuzkoa, Lugo, Salamanca o Soria, donde no alcanza ni el 5 por ciento.

No hay comentarios:

Publicar un comentario