martes, 20 de octubre de 2015

Lenny Bruce (1925-1966)

N.B.

Comediante cáustico, áspero y vitriólico norteamericano que fue pionero en los años sesenta del siglo pasado de los llamados "stand-up comedy" en EE.UU., monólogos humorísticos al igual de los que hoy se estilan en la televisión española intitulados "El Club de la Comedia" donde abundan los cómicos solitarios que inciden más en el costumbrismo que en lo "político", y si lo rozan, es a base de lo permisible y "políticamente correcto", salvo excepciones.

No era el caso de Bruce que no estaba dispuesto a que le riesen las gracias, más bien al contrario practicando casi un "anti-humor" por lo desnudo de sus denuncias y críticas a todo lo habido y por haber en una sociedad tan pacata como hipócrita. Lenny fue un rebelde -más que un revolucionario- de los años 60 que empezó a hacer de sus actuaciones -en locales y cafés- pequeños escándalos públicos en los que tocaba temas como la religión (él era judío neoyorkino: Leonard Alfred Schneider, su verdadero nombre), el sexo, el racismo, el KKK (Ku Klus Klan), las drogas, el aborto y lo políticamente incorrecto con un inconformismo absoluto. Una década, la de los 60, convulsa en las universidades y los suburbios, de contracultura, Vietnam, donde Bruce fue una especie de chivo expiatorio siendo detenido múltiples veces por "blasfemias" o por posesión de drogas.

Frank Zappa o Dylan lo reivindicaban. Cuanto más lo molestaban, curas y policías, más se crecía. Se lió con una "stripper" que le dejó (o al revés) y empezó a tener problemas con las drogas. En 1966 apareció muerto en la bañera por una sobredosis.

En 1974 el coreógrafo Bob Fosse (que dos años antes hiciera la célebre "Cabaret" con Liza Minelli y Joel Grey) realizó el biopic "Lenny", una suerte de docudrama enriquecido por el uso del blanco y negro, con un Dustin Hoffman realmente soberbio, imponente.

No hay comentarios:

Publicar un comentario