domingo, 21 de junio de 2015

Los fundamentalistas judíos queman una iglesia católica

El jueves el portavoz de la policía israelí Micky Rosenfeld informó que fundamentalistas judíos habían prendido fuego a la Iglesia de la Multiplicación de los Panes y los Peces, lugar de peregrinaje católico y monumento turístico junto al lago Tiberiades.

El fuego se declaró a medianoche y causó una seria destrucción en el interior y el exterior del templo, construido sobre los vestigios de una iglesia del siglo IV. Un monje y un voluntario tuvieron que ser hospitalizados como consecuencia de la inhalación de humo.

La tienda de recuerdos religiosos, la oficina de peregrinos y la sala de reuniones fueron las zonas más dañadas, mientras que las biblias y libros de oraciones han sido destruidos por las llamas. Sin embargo, la zona de rezos ha quedado intacta, dijo el párroco de la Iglesia, Matthias Karl.

En el muro exterior de la Iglesia los autores dejaron una pintada con un pasaje de una oración judía que llama a “expulsar a los falsos dioses”.

El departamento de crímenes religiosos de la policía israelí de Cisjordania ha abierto una investigación sobre el incendio. De momento la policía ha detenido a 16 jóvenes colonos israelíes, aunque les dejaron en libertad inmediatamente por falta de pruebas.

El presidente de Israel Reuven Rivlin ha condenado la agresión asegurando que las autoridades harán todo lo posible por detener a los criminales. “Esta terrible profanación de un lugar antiguo y santo de oración es un ataque a lo esencial de la vida en nuestro país, donde las gentes de diferentes creencias buscan vivir juntos en armonía, tolerancia mutua y respeto”, dijo Rivlin.

Estos últimos años, las mezquitas islámicas e iglesias cristianas se han convertido en objeto de ataques similares, la mayor de ellos cometidos por fundamentalistas judíos de las colonias israelíes de Cisjordania. El año pasado un grupo de jóvenes judíos fanatizados atacó la zona de oración de esta misma Iglesia de la Multiplicación, arrojando piedras a los católicos. Los atacantes también destruyeron una cruz y arrojaron los bancos al lago Tiberiades.

La Iglesia católica de la Multiplicación, que indica el lugar donde -según el Nuevo Testamento- se produjo el milagro de los panes y los peces que obró Jesús, se encuentra en Tabgha, en el noreste de Israel. Cerca de 5.000 peregrinos católicos visitan la Iglesia cada día, según el superior de la orden de San Benito en Israel, el padre Gregory Collins.

1 comentario:

  1. pasa lo de siempre...la intolerancia religiosa que se manifiesta en las zonas de litigios territoriales entre judios y palestinos gracias a la intervencion de las Naciones Unidas de despues de la guerra...el expansionismo de Israel no permitio nunca una paz duraderay en la actualidad aun persiste el estado beligerante

    ResponderEliminar